Mostrar feed RSS

Blogs más populares

  1. ¿Qué culpa tiene la lora?

    por - 26/08/2008 a las 22:58 (En el Limbo con la Perra Latosa)
    Para que yo me ande metiendo con sus genitales...

    Es decir, no es que me haya transformado en ginecóloga de tales ¿mascotas? sino q mi insulto favorito suele ser aquél q alude al aparato reproductor de aquélla y hoy como tuve un día complicado ¬¬, a esta hora en la que ando de balances llegué a la conclusión de que lo proferí en numerosas oportunidades en la fecha.

    A saber:

    -Se me trabó la impresora

    -Perdí la tarjeta de débito. Me dí cuenta en la farmacia justito el día en que se me vencía la receta.

    -No encontraba la mermelada que ya había abierto(estaba en la alacena ¬¬)

    -Mis viejos perdieron mi partida de nacimiento y ahora debo hacer un trámite extra (y oneroso) para obtener copia, lo cual me dilata el que vengo llevando a cabo.

    Entre otros etcéteras, de mayor o menor relevancia....

    Pero no viene al caso. Lo que sí es que sin importar el mérito del asunto -y como buena boca sucia que suelo ser - cada dos por tres solté la frasecita injuriadora de hembras de los loraceos (?).

    Ahora, tan trascendental evento (!) no puede perderse sin que le rinda honores (bueno sí, totalmente pero a mí se me cantó abrir un thread Ah re!)....así pues que me puse a pensar el porqué tenemos siempre q apelar a los genitales femeninos y no a los masculinos cuando queremos insultar, eh? No es que me declare feminista pero me llama la atención que la mayor parte de los improperios usualmente tienen un tufillo misógino.

    Nadie -y me incluyo- dice "pero porqué no te vas un poco al pene (?) del loro (pato, palomo o coso alado)? Es más: ¿Alguien puede ratificar que tengan su sexo igual al de los mamíferos? Porque ojo, aunque también a veces aludo a las vacas, acá no habría problemas de identificación pero en el caso de marras....¿Alguien anduvo constatando por debajo de las plumas como para poder dar plena fe de ello? ...

    Actualizado 26/08/2008 a las 23:30 por Connie

    Categorías
    Sin categoría
  2. Pinchando globitos

    por - 03/09/2008 a las 14:10 (En el Limbo con la Perra Latosa)
    En estos días en que desde los medios audiovisuales y gráficos nos bombardean permanentemente con casos de violencia infanto-juvenil en las aulas y en donde miles de opinólogos profesionales y de la vida arriesgan sus hipótesis más variopintas del fenómeno y, a su vez, presenciamos y presentamos quejas respecto de las molestias que las inobservancias de terceros (jamás propias ¬¬) a las normas legales o las que el sentido común imponen nos provocan, en paralelo me encuentro con dos ejemplos que someto a vuestra consideración y eventual opinión.

    El primero de ellos es la nueva campaña de imagen adoptada por Cartoon Network


    Bajo el lema "Hacemos lo que queremos" la agencia de Ramiro Agulla y Carlos Bacceti intentan demostrar a su audiencia que esta señal, precisamente, hace lo que quiere.

    Cuando la ví me hizo "ruido" el mensaje pero como no es la señal más consumida en casa, lo olvidé hasta que uno de estos días charlando con una colega con niños me dice más o menos con estas palabras "¡Estoy indignada! ¿Viste los institucionales de CN? ¿Qué significa "Hacemos lo que queremos"? ¿Significa que los pendejos (SIC) pueden hacer lo que quieren?" Y ahí fue que recordé que esa fue la frase que otrora me había causado cierta incomodidad.

    Es una frase que si la escuchara al voleo diría que es una afrenta, un desafío a alguna orden u autoridad. En el mejor de los casos me resulta ambigua, pero viéndola en el contexto, analizando qué es lo que pretende transmitir la señal, etc. etc. puedo entender -desde mi visión de adulta- que lo que se procura mostrar es que mientras los demás (la competencia) hacen lo que pueden, ellos pueden hacer lo que quieren porque no tienen límites –en la creatividad estimo-, pero no puedo dejar de preguntarme con qué sentido lo interpretan los menores que lo consumen. Y ...

    Actualizado 03/09/2008 a las 23:52 por Connie

    Categorías
    Sin categoría
  3. Desde el otro lado.

    Desde que mi familia murió en un accidente hace un par de años, tengo la idea de asesinar al abuelito para poder recibir todo su dinero: soy el único heredero vivo que le queda.
    Pensé miles de formar de asesinarlo, pero mi cobardía nunca me permitió llevar a cabo tal cometido. Usted se preguntará porqué no espero su muerte, que tarde o temprano llegará. Pero ese es precisamente el problema: es casi seguro que va a ser muy tarde el día que estire la pata porque el viejo tiene apenas sesenta años, y es una persona muy dura que nunca se enferma de absolutamente nada. También tengo problemas monetarios urgentes así que...
    Es por eso que le pido a usted, que tiene las agallas, que lo haga, porque yo sé que sólo no lo voy a lograr nunca. Yo tengo las llaves de su casa: puedo entrar en cualquier momento. Sólo necesito que usted eche un vistazo por mí, con eso me conformo.
    --
    Las manos enfundadas en guantes negros tomaban la llave bañada en oro para abrir la puerta que producía un leve rechinar, pero afortunadamente ese ruido no era suficiente para despertar al viejo que dormía tranquilamente en su habitación. Durante todo el trayecto desde la entrada hasta la puerta del cuarto del futuro muerto, las piernas trataban de moverse lo más lentamente posible. En el bolsillo interno de la gabardina estaba el frasco con el veneno que se debería poner en la botella de agua que estaba al lado de la cama, y que el futuro muerto tomaba todas las madrugadas a las 4 de la mañana. No le gustaba ir hasta la heladera: el frío de la bebida lo lastimaba.
    Una vez dentro de la pieza, las manos tomaron la botella muy cuidadosamente con el objetivo de no producir ningún tipo de sonido. El asesino abrió la tapa, sacó el frasco de veneno del sobretodo, y vertió el líquido mortal en la botella, mezclándola con el agua. Todo estaba hecho. Ahora faltaba esperar que el futuro difunto tome el líquido...no sufriría, la muerte sería instantánea.

    --

    ...
    Categorías
    Sin categoría
  4. El enano fascista.

    por - 29/09/2008 a las 22:00 (Peripecias De Una Mujer Sin Sombrero.)


    "Los argentinos tienen un enano fascista adentro", sentenció crudamente Oriana Fallaci, en el marco de una entrevista que Bernardo Neustadt le realizara, hace más de dos décadas, a la periodista italiana.

    <?xml:namespace prefix = o ns = "urn:schemas-microsoft-com:office:office" /><o:p></o:p>
    <o:p></o:p>
    Siempre me sonó chocante esta afirmación que armó tamañísimo revuelo en los opinólogos serios y no tan serios del país, al tiempo que se instalaba en la jerga popular de nuestra sociedad durante los años '80.

    <o:p></o:p>
    <o:p></o:p>
    Lo que esta frase introdujo a la discusión pública fue poner de relieve al petit dictador que cada uno de los habitantes de este país podría albergar.
    <o:p></o:p>
    <o:p></o:p>
    <o:p></o:p>
    <o:p></o:p>
    <o:p></o:p>
    Por un lado, es interesante pensar que la sociedad en su conjunto tiene su parte de responsabilidad en los procesos de autoritarismo que hemos vivido. Es devolverle de esta manera un protagonismo activo que la aleja de pasividad que la degrada como objeto. Además, sin ser una entendida en la materia, a ninguno se nos escapa que ha habido por parte de la sociedad civil un grado de "aceptación" que va desde la tolerancia pasiva, a la complicidad cobarde, hasta llegar a acuerdos siniestros que sólo pueden oler a traición y barbarie para nuestro pueblo.

    <o:p></o:p>
    <o:p></o:p>
    <o:p></o:p>
    <o:p></o:p>
    En mi entender, la afirmación de la Fallaci peca tanto por exceso al generalizar, como por defecto al focalizar y particularizar en demasía. El exceso está dado en repartir la culpa por las atrocidades acontecidas entre "todos los argentinos". Aunque, la ...
    Categorías
    Sin categoría
  5. ¿Las ideas gobiernan el mundo?

    Es algo que se suele leer, escuchar. Es algo que subyace en muchos : "las ideas gobiernan el mundo!"
    Y se supone que se convierten, luego, en acción.

    Me parece que la realidad nos dice otra cosa: un ser deshistorizado es incapaz de una acción histórica eficaz, es decir, de una praxis (el el sentido estricto) transformadora. Por qué? Porque puede elaborar teoría (idealista) y negarla en su praxis.


    Todos arrastramos mucho de esto derivado de cierto paradigma educativo que ha impregnado y se ha enquistado en distintos círculos de la educación fomal. En cierta forma y pecando de ingenua, yo me pregunto si no es el producto esperado: un ser neutralizado en sus potencialidades, acondicionado, un profesional digno, un destacado docente académico pero un pésimo habitante de la "polis". Y viceversa.

    Me pregunto entonces, si no se debería dejar de tomar al bichito humano como una cosa pensante para traducir, en un segundo momento, las ideas en acción...no deberíamos partir, más bien, de que es una capacidad de acción, de praxis, de relación, generadora de conocimientos formulables pero no formulados?

    El tema se complejiza cuando también nos ponemos a rastrear dónde se aprende a formularnos. Pienso en mi hija que llega a la escuela con una incipiente "sabiduría" resultado de tantas exploraciones de su mundo, pequeño y lo que quieran, pero tantos reconocimientos táctiles, actos de habla, tantos objetos rotos para "descubrir". Me consta.

    Qué hace la escuela con todos esos conocimientos? Dónde se aprende a pensar lo conocido y no formulado?

    Lo que Berman llamaba "conocimientos tácitos" o sea esos que son viscerales, obtenidos por un proceso gradual de comprensión que arranca en lo más básico, pero que no es reconocido como conocimiento. Y que a posteriori la reflexión los recupera y los formula o no.

    ...

    Actualizado 04/10/2008 a las 17:54 por lua

    Categorías
    Sin categoría
Página 4 de 21 Primer 1234567891011121314 ... Último

Iniciar sesión

Iniciar sesión