Mostrar feed RSS

Blogs más populares

  1. Paradojas Monumentales ( I )

    - Ángel Guido, importante arquitecto e ingeniero, autor de numerosísimas obras arquitectónicos en Argentina y el mundo, a quien se lo reconoce por ser uno de los dos creadores del Monumento Nacional a la Bandera que se ubica en Rosario, de emblemática importancia e imponente diseño, tenía como vocación secreta la de escritor de novelas. Para poder publicar sus obras en el anonimato utilizó el seudónimo de Onir Asor. Me pregunto con que necesidad no?. O a caso un arquitecto estaba vedado de gustar por la escritura?. Qui lo sa. (Info)





    - La inauguración del monumento dedicado a los Judíos Asesinados de Europa es obra de Peter Eisenman, sería hijo de padres judíos no practicantes. Su ubicación se habría dispuesto en un terreno cercano al búnker de Hitler. Y aparentemente la empresa encargada de suministrar el barniz anti-grafittis es la heredera de una antigua fábrica de gases que se usaron en el exterminio nazi. (Aca lo leí) - (Foto)


    - El monumento al General José San Martín, que se encuentra en la ciudad francesa de Boulogne-Sur-Mer y cuya decisiva importancia en nuestra independencia nadie desconoce, fue severamente dañado a consecuencia de la Segunda guerra mundial (Se dice que desde el aire, post guerra, este monumento era una de las pocas cosas que se veían en pie. Siempre estoico el General). De su costo de reparación (unos casi 70.000 euros) Argentina se ofreció a financiar tan solo un 30%, asumiendo Francia otro 30%. Para el 40% de los euros faltantes se aceptan donaciones. (Si San Martín se levantara ……) (Nota) - (Foto)


    - En el Monumento a los Héroes de la Independencia Frente a la Plaza Principal de Humahuaca, Jujuy, obra del Escultor Ernesto Soto Avendaño (1950), se puede observar una imagen en bronce que representa a uno de los indígenas que colaboraron en la causa para que se lograra la oportuna libertad, ...
    Categorías
    Creer o Reventar
  2. Más tarde de lo esperado.

    Las cosas buenas hay que saber esperarlas. Cuando lo que querés tarda en llegar, el deseo crece y ahí tu corazón se prepara para vivir eso que tanto esperás. Hay cosas que llegan más tarde de lo esperado, y eso provoca ansiedad, frustración... Cuando menos lo esperás, es cuando la vida te sorprende y esas son las sorpresas que más se disfrutan. Y cuando uno sabe que lo que está por venir es bueno, esperar no es una agonía, es una fiesta. Saber esperar es saber desear. El deseo se vuelve más fuerte cuando uno se toma el tiempo de desear, porque siente el deseo. Será hoy, mañana, en un tiempo, más tarde... Quizás, más tarde de lo esperado.
    Los grandes momentos de la vida son como un despertar. Los grandes momentos de la vida están llenos de sorpresas. Los grandes momentos de la vida están llenos de belleza. Los grandes momentos están llenos de magia, llenos de ternura, de complicidad. Los grandes momentos de la vida están llenos de corazones acelerados, llenos de... interrupciones. Los momentos importantes están llenos de cosquillas, de sudor en las manos, de ilusión. Los grandes momentos de la vida en general,
    ocurren más tarde de lo esperado.
    Cuando lo que querés tarda en llegar, el deseo crece, se fortalece. Y ahí tu corazón se prepara para recibir eso que tanto esperás. Si no estás listo para lo que deseás, es como comer una frutilla verde, es amarga, no la disfrutás. Hay cosas que llegan más tarde de lo esperado, y eso te da ansiedad, frustración, pero por algo es eso. Por algo hay cosas que se hacen esperar.
    Cuando menos las esperás, quizá cuando ya renunciaste a alcanzar ese deseo, es cuando la vida, el destino, lo que sea, te sorprende. Y esas sorpresas son las que más se disfrutan, las que llegan cuando menos las esperás. Las cosas buenas llegan tarde, dan trabajo, esfuerzo, dedicación. Si entre el deseo y la realización no hay tiempo, el deseo se vuelve débil, descartable. Asi que será hoy, mañana, en un tiempo, en el momento exacto, más tarde
    ...
    Categorías
    Sin categoría
  3. Mejor un diamante

    Dije a escribir. Acá estoy. Un par de ideas que se me soltaron después de leer específicamente un párrafo:
    “Si en nuestra vida …. hay crítica y hay resentimiento, también lo hay en nuestro cuerpo. Eso se guarda en moléculas. Hay moléculas de resentimiento, de separatividad, moléculas que nos pueden producir infarto en nuestras relaciones interiores, moléculas que nos desconectan. Ellas también son factores que llevan la conciencia hasta el cuerpo. Cada molécula es un paquete de conciencia. Son amplificadores y portadores de conciencia que frecuentemente han encontrado su origen en el cuerpo emocional, en el campo emocional”.
    Así lo explica Jorge Caravajal en su libro “sanación, curación desde la conciencia”.
    Y no por eso lo doy por valido convengamos. No tengo ni un atisbo de fe a los preceptos humanos a no ser, a no ser que lo haya comprobado desde la pequeña plataforma que contiene y en donde derramo mis vivencias y mis días. Sin embargo este Jorge que esta mañana leía, un Jorge de los tantos que cruzare en mi (espero) larga vida, expuso ciertamente un precepto con el que coaligo a cabalidad y convicción.
    Es im-po-sible. Pero no solo imposible, sino además inconcebible fructificar desde lo corrupto. La asepsia no lo se necesita para preparar los alimentos o en el lugar que habitamos sino también para crear un caldo de cultivo que nos permita el desarrollo. La asepsia espiritual es tan importante o más que la física.
    Francamente, y debo confesarlo, mi diario devenir, se encuentra por ahora establecido en el trato frugal con innumerable cantidad de personas cuya permanencia en mi mente y en mi ser, es pasajera, transitoria, eventual u ocasional.
    Puedo contar con los dedos de la mano aquellos que guardan en su haber los permisos suficientes de penetrar en mi alma, mi yo, y espíritu. De esto me cuido bastante.
    Por el simple hecho que la mismidad, y en orden, es el bien inmediato más preciado que reconozco. Yo no puedo depositar ...
    Categorías
    Filosofía
  4. A un ser increíble

    Hoy papi hubiera sido un nuevo año en que tu cumple coincidía con el día del padre y como ocurrió tantas veces nos hubieras dicho...ésto no vale, ustedes aprovechan para ahorrarse un regalo.-

    Pero vos sabías que era un juego que hacíamos porque nos encantaba escucharte rezongar, a los días tenías alguna que otra cosita.-

    Lo que no te permitíamos era que también nos hacías notar que no olvidemos que a los cuatro días era San Juan, allí como todos los años armabas ese paso de comedia porque disfrutabas cuando te decíamos...dejá de abusar pichinoto, no te hagas el niño pedigüeño.-

    Ay, qué duro, uno sabe que son las reglas de la vida pero cómo cuesta.-

    Me sentía tan protegida, te veía como un super hombre, solucionabas todo, desde la cosa nimia hasta la más importante, era tenerte al lado y saber que nada podía pasarme, que podía estar tranquila.-

    Eramos grandes, ya con hijos y en algún caso nietos y ese detalle tan tuyo de llevarnos de la mano por la calle como cuando eramos chiquitas.-

    Nuestras partidas de truco, te encantaba, eramos la pareja a vencer y escasas veces lo lograron, nos reíamos cuando escuchábamos a nuestros contrincantes hablar entre ellos y decirse...ojo, no metas la pata, con cuidado, pasame las señas, fijate con quién jugamos, están Don Juan y G enfrente.-

    Papi querido, siempre supiste cuánto te queríamos, jamás podrás llegar a imaginar cuánto se te extraña, todos los días de mi vida, no hay un día que por cualquier detalle no piense en vos y me de mucha rabia no poder disfrutarte.-

    Sólo me queda la esperanza que estás muy bien, y que en algún momento nos volveremos a encontrar en alguna estrella muy luminosa, digna de tu persona, de un ser increíble, como pocos.-

    Te quiero!!! hasta el cielo y las estrellas, hasta cualquier momento papi
    Categorías
    Sin categoría
  5. Juventud argentina, qué bocanada de aire fresco!!!

    El domingo me tocó asistir a un salón donde se festejaba el cumpleaños de quince de mi sobrina y fui contenta de homenajearla pero con las antenas y los sentidos alertas para evidenciar o no, como presumía, lo que tanto repiquetean muchos medios, la juventud no tiene destino, droga, alcohol, este país está perdido, no hay futuro y bla, bla, bla... y un larguísimo y extenso blaaaaa.-

    La familia y los amigos los conocía, la sorpresa era ver los amigos y compañeros de mi sobrina, de una escuela secundaria estatal, de Avellaneda, Pcia. de Buenos Aires.-

    Mi primer y gran sorpresa fue que todos habían ido de traje, algunos lo lucían con zapatos y otros le habían dado el toque más canchero de lucirlo con zapatillas, hubiera estado perfecto si iban con jean y zapatillas, no había exigencia de vestimenta, pero se preocuparon y ocuparon de presentarse más formal, tanto los chicos como las chicas estaban para comérselos.-

    Fue increíble ver cómo niños pequeños, más grandecitos, jóvenes, adultos, gente mayor y bastante mayor se divertían, reían, cantaban, bailaban, todos juntos, no había grupos, todos eramos uno.-

    Lo comenté en ese momento en mi mesa, como al pasar, con mi hija y mi hermana, pero al día siguiente con mi hermana destruímos el teléfono, durante mucho tiempo comentando la felicidad de esta grata sensación, ninguno se desubicó, ninguno dió la nota, la nota fue ver a un grupo de chicos divirtiéndose sanamente mezclándose con niños y adultos como si nos conociéramos de toda la vida.-

    Son mucho más simples y la tienen mucho más clara de lo que mucha gente piensa.-

    Mi Argentina, amado país, nada está perdido ni muchísimo menos, el futuro es promisorio, es de ustedes juventud querida, mucho de lo que sembramos floreció, hacía rato que no respiraba tan profundo, bocanada de aire fresco que invade y ensancha los pulmones...
    Categorías
    Sin categoría

Iniciar sesión

Iniciar sesión